La maravillosa historia de Johanna Quass, la gimnasta más longeva a sus 95 años

Hace cinco años se lanzó en paracaídas para honrar los 90 años de la reina Isabel II de Inglaterra dado que comparten el mismo día de cumpleaños.

Si alguien demuestra que la edad es solo un número, es Johanna Quaas. En un video viral compartido en Twitter, la gimnasta (¡que cumplió 95 años el año pasado!) Realizó una serie de volteretas realmente impresionantes en barras paralelas frente a una multitud que la vitoreaba.

Si bien su edad exacta no está clara en el video, la nativa alemana aterriza perfectamente en una parada de manos, volteretas y otros movimientos avanzados de gimnasia. Como era de esperar, Twitter se volvió loco por su coordinación y fuerza.

“Una persona es tan joven como se siente … ¡y cuando tenemos la voluntad, nada puede impedirnos hacer lo que queramos!” una persona tuiteó . “Estoy inspirado. ¡Ella es fantástica! ” otro escribió.

La única espina que no se ha podido quitar ha sido competir en los Juegos Olímpicos. El estallido de la Segunda Guerra Mundial dio al traste con ese sueño que siempre había tenido desde, que con 9 años, empezó en esta disciplina apoyada por sus padres.

Ahora, puede presumir de ser la deportista más longeva de su modalidad, lo que le ha permitido entrar en el Libro Guinness de los Récord. “Es un gran sentimiento poder estar en él. Realmente me encanta que las personas especiales y extremas sean reconocidas. Espero que mi registro inspire a otros a darse cuenta de que nunca es tarde para probar algo nuevo”, afirma una entusiasta mujer de aspecto menudo a la que ni su edad frena.  

Y es que ella es el vivo ejemplo de una fortaleza mental y física que ya quisiéramos muchos a su edad. El mismo espíritu que ha transmitido todos estos años a sus alumnos, pequeños y grandes, inculcándoles su amor por el deporte y la vida saludable. Precisamente, los dos pilares de su secreto junto con una fuerte disciplina. Quizá sea su origen alemán.

Además de entrenar 4 días por semana, también practica natación y algo de gimnasio. Todo ello complementado con una dieta equilibrada con la cantidad justa de comida, “ni demasiado ni muy poco” y donde las verduras son las grandes protagonistas. 

Quaas atribuye a sus habilidades las siestas y una dieta basada principalmente en plantas. “Mi cara es vieja pero mi corazón es joven”, dijo. “Quizás el día en que deje de hacer gimnasia sea el día en que me muera”.

Asistir te ofrece la oportunidad de participar o invitar a alguien a los múltiples cursos cuyo propósito es ayudar a mantener la mente y el cuerpo sano además de proactivo

Fuente: 65ymás.com

error: Content is protected !!